Cristóbal Colón podría estar enterrado en la Iglesia de Santa María de Cogolludo

Siguiendo los pasos de su padre, Ricardo Sanz García, nacido en Aranda de Duero pero residente durante más de 40 años en Guadalajara, Alfonso Sanz Núñez ha continuado la labor de investigación que su progenitor comenzó y dejó plasmada en tres publicaciones a lo largo de su vida, acerca del Almirante, Cristóbal Colón.

Ricardo Sanz García se enamoró del misterio de rodea la figura de Cristóbal Colón. Eso le hizo iniciar unos minuciosos trabajos de investigación que dejó plasmados en tres obras. La primera de ellas, “Nacimiento y vida del noble castellano Cristóbal Colón” en colaboración con Emilio Cuenca y Margarita del Olmo, llegaba a la conclusión de que Cristóbal Colón era un noble castellano nacido en Espinosa de Henares, hijo de doña Aldonza de Mendoza, duquesa de Arjona.

La segunda de sus obras “Cristóbal Colón, alcarreño o América la bien llamada”, ya en solitario, fue fruto de una investigación más profunda que le llevó a descubrir a un nuevo personaje, de nombre Cristóbal Genovés, que figura en el testamento original de doña Aldonza de Mendoza, y que podría ser el padre de Cristóbal Colón.

El tercer y último de sus libros “Cristóbal Colón un genio español. Única tesis verdadera”, con prólogo de Manuel Ballestero Gabrois, catedrático emérito de la Universidad Complutense de Madrid, además de reunir toda la investigación de los dos volúmenes previos, destaca la búsqueda del lugar en el que el Cristóbal Colón podría estar enterrado.

Con estos libros agotados, Alfonso Sanz Núñez decidió realizar un trabajo de recopilación de la tesis de su padre, ampliando el contenido de la misma con la búsqueda de nueva documentación, lo que le lleva a descubrir novedosos argumentos que, según su ensayo, demostrarían, de manera mucho más plausible que otras de las teorías que se barajan en la actualidad, la procedencia y parte de la enigmática historia de Cristóbal Colón.

A la vista de los hechos expuestos, la obra “Don Cristóbal Colón, almirante de Castilla”, con prólogo del actual descendiente del Descubridor de América y actual cabeza de la línea principal, publicada por Entrelíneas Editores, se presentó en la Casa de América, en Madrid, en septiembre del año 2015.

Actualizada en 2021, a la luz del avance de su investigación, se ha presentado en la pasada Feria del Libro de Madrid, en septiembre de 2021, una nueva publicación con el título de “CRISTÓBAL COLÓN. Una historia por completar”. Alfonso Sanz se reafirma en la hipótesis de que Cristóbal Colón nació en Espinosa de Henares el 18 de junio de 1435. Su madre habría sido doña Aldonza de Mendoza, duquesa de Arjona, que falleció de parto doble, Cristóbal Colón tendría un hermano gemelo, y su padre habría sido Cristóbal Genovés, a quien la duquesa de Arjona lega en su testamento 13.000 maravedíes.

La tesis de Alfonso Sanz defiende que el hermano gemelo de Colón, Alfón el Doncel, fue asesinado cuando tenía cinco años. Por miedo a que Cristóbal corriera la misma suerte, o por las condiciones impuestas por una sociedad clasista, su identidad permaneció oculta. Fue instruido por los monjes Jerónimos en los monasterios de la Orden en distintas ubicaciones como Lupiana, Guadalupe, Génova o Siena.

Colón se hacía llamar Cristóbal Columbo de Terra Rubea, lo que quiere decir “Tierra Espinosa”. La actual investigación deduce, de los escritos del padre Las Casas y del testamento del propio Colón, que el cocinero que le atendía era su pariente Juan D´Espinosa, volviendo a aparecer el nombre de la localidad, que según el autor, vería nacer al Almirante, título éste que heredaría de su abuelo don Diego Hurtado de Mendoza.

En el proceso de su investigación Alfonso Sanz, ha consultado a diversos especialistas en diferentes materias. El que fuera médico responsable del servicio de foniatría y logopedia del hospital de La Paz durante 25 años, emitió un informe cuya conclusión apunta que Colón padecía una dislalia congénita, que a la hora de hablar, le hacía pasar por extranjero en España.

Por otro lado, Sanz también ha recurrido a importantes especialistas e investigadores tanto españoles como extranjeros para aclarar sus dudas sobre los elementos escultóricos que aparecen en Cogolludo y en Mondéjar. También buscó asesoramiento en la Academia Asturiana de Heráldica y Genealogía donde le ayudaron a interpretar algunos de los rasgos del escudo de Cristóbal Colón.

Unos de los descubrimientos más reveladores de la relación de Colón con la provincia de Guadalajara, se encuentra en una carta que el Duque de Medinaceli enviara al Cardenal Mendoza, que se conserva en el archivo histórico de Simancas. En ella, el Duque informa al Cardenal, entre otras cuestiones, tras el regreso de Colón a España después de su primer viaje, que antes de partir hacia las Indias estuvo alojado en su casa durante dos años.

Además, durante el estudio de uno de los libros de bautismo del siglo XVI, perteneciente a la Iglesia de Santa María de Cogolludo y que se conserva en el archivo parroquial, Alfonso comprobó que aparece la nota de un enterramiento al cual asiste el vicario del Monasterio de Guadalupe, uno de los lugares donde se instruyó Colón, quien se persona en la villa de Cogolludo para un sepelio. “Es cierto que no se dice claramente que el fallecido sea Cristóbal Colón, pero su vida estuvo siempre rodeada de misterio. Además, la lápida correspondiente a este enterramiento posee una serie de elementos de los que se podría deducir que en ella yace el ilustre descubridor de las Américas” afirma el investigador.

Este hallazgo ha llevado a la exhumación de algunos restos contenidos en esa sepultura que se están analizando en la Facultad de Medicina de la Universidad de Granada. Sobre los restos encontrados se van a realizar diferentes estudios de ADN en distintos laboratorios repartidos por todo el mundo con el fin de esclarecer si podrían pertenecer a Cristóbal Colón.

El resultado de las pruebas de ADN analizadas a los restos aportados también por otros expertos colombinos, de lugares en los que también podría estar enterrado el Descubridor de América, va a ser editado en un documental o una mini-serie producida por TVE1.

Haber formado parte del Comité de Expertos que trabaja en la Facultad de Medicina de la Universidad de Granada, en el análisis ADN dirigido por el Dr. José Antonio Lorente, avala la importancia de los trabajos de investigación del nacimiento de Cristóbal Colón en Espinosa. Un resultado positivo sería dar un vuelco a la biografía del Almirante. Un resultado negativo no desautoriza las conclusiones a las que se ha llegado sobre su lugar de origen, pues no siempre coincide el lugar de nacimiento con el de enterramiento. Ahora sólo queda esperar.

– patrocinadores –

Noticias destacadas

– patrocinadores –

Ir arriba