Provincia de Cuenca Incorpora 18 Nuevos Voluntarios de Protección Civil Tras Superar Curso Básico

En un acto reciente, el viceconsejero de Administración Local y Coordinación Administrativa, Eusebio Robles, tuvo el honor de reconocer a un grupo de ciudadanos comprometidos con la seguridad y el bienestar de sus comunidades. Se trata de 18 nuevos miembros de Protección Civil, que recibieron sus diplomas tras haber completado con éxito el XXI Curso de Formación Básica ofrecido en la provincia de Cuenca.

El viceconsejero Robles resaltó la importancia crítica de la formación inicial en materia de Protección Civil, describiéndola como un elemento fundamental para la efectiva atención y coordinación en situaciones de urgencias y emergencias. En su discurso, subrayó el valor del trabajo y el compromiso de los participantes, cuya contribución consideró impagable y esencial cada vez que se les necesita para actuar en casos de emergencia.

En nombre del Gobierno regional, agradeció a los voluntarios por su disposición a ayudar y por ser parte de una gran familia que sostiene y complementa las labores de los servicios de urgencias y los cuerpos de seguridad. Además, destacó el rol crucial de los jóvenes en estas agrupaciones, asegurando la continuidad y el vigor en las tareas de protección en los municipios y ciudades. Hizo un llamado para que continúen adquiriendo habilidades y conocimientos a través de los recursos educativos proporcionados por la Consejería.

El viceconsejero destacó que Protección Civil es uno de los colectivos que más aprovecha las oportunidades de formación continua ofrecidas por la Escuela de Protección Ciudadana, lo cual revierte en una capacidad incrementada para gestionar eventos de variedad de naturalezas y responder a diferentes necesidades imprevistas.

Además, Robles resaltó la vital importancia de estas agrupaciones para los ayuntamientos locales, mencionando que son indispensables en la planificación y ejecución de eventos, así como en la gestión de circunstancias extraordinarias. Recalcó que el propósito principal de estas iniciativas de formación es el de mejorar la calidad de vida y el bienestar de los ciudadanos de Castilla-La Mancha.

En términos de alcance, la provincia de Cuenca puede contar con 446 voluntarios distribuidos en 27 agrupaciones, mientras que en toda Castilla-La Mancha existen 4.227 voluntarios en 245 agrupaciones.

Los diplomados, que incluyen 16 hombres y dos mujeres de varias localidades como Barajas de Melo, Cañete, Cuenca, Iniesta, Las Pedroñeras, Las Valeras y Tarancón, han culminado un curso exhaustivo de 420 horas que los acredita para desempeñar satisfactoriamente sus roles en Protección Civil. Este esfuerzo subraya la dedicación y la profesionalidad con que se preparan los voluntarios para asistir a sus comunidades en Castilla-La Mancha.

– patrocinadores –

Noticias destacadas

– patrocinadores –

Scroll al inicio