El Cambio Histórico: Santi Cabañero Anticipa el Impresionante Traslado del IEA al Reconocido Fontecha y la Consagración del Teatro Circo como Patrimonio Mundial en 2024

El presidente de la Diputación de Albacete, Santi Cabañero, ha destacado la culminación de la mudanza del Instituto de Estudios Albacetenses al Chalé Fontecha, así como el reconocimiento potencial del Teatro Circo como Patrimonio Mundial de la Humanidad como algunos de los objetivos significativos a conseguir durante el año 2024.

Durante una entrevista con Europa Press, Cabañero enfatizó que, a pesar de que la institución que lidera no suele estar en el centro de grandes titulares mediáticos, sus esfuerzos se centran principalmente en brindar servicios esenciales a los ayuntamientos de la provincia, tales como la gestión de residuos o la provisión de un servicio efectivo de extinción de incendios.

Además, el presidente subrayó el avance de iniciativas clave como ‘Dipualba protege’, a través de la cual se han beneficiado aproximadamente 1.400 personas en situación de vulnerabilidad, facilitándoles el acceso al mercado laboral con una inversión superior a los 10 millones de euros, consolidando uno de los logros relevantes para el año en curso.

Cabañero reafirmó la importancia de la Diputación como entidad de servicio para los ayuntamientos locales, marcando la necesidad de alejarse de una ambición por titulares llamativos, y enfocarse más bien en ser un referente en el ámbito del apoyo municipal.

El presidente destacó la fundamental tarea de las instituciones provinciales como colaboradoras autónomas de los ayuntamientos, buscando una coordinación de servicios sin imponer directrices. Hizo hincapié en la relevancia de mantener una relación horizontal con los municipios, promoviendo una escucha activa y un diálogo continuo.

Cabañero argumentó que el propósito de la Diputación debería concentrarse en continuar desarrollando herramientas que fortalezcan la autonomía de los ayuntamientos, permitiéndoles aprovechar una red de servicios compartida, economizando recursos y evitando duplicidades innecesarias, como tener un parque de bomberos o un servicio de recogida de residuos por cada municipio.

Finalmente, el presidente recordó que el papel de las instituciones provinciales es hoy indiscutible, a pesar de las críticas y propuestas de abolición que en el pasado habían surgido de partidos políticos como Ciudadanos. Subrayó el compromiso de la Diputación en actuar como un soporte esencial, o «el 112 de los ayuntamientos», según sus propias palabras, al atender a las necesidades inmediatas de las administraciones locales cuando otras puertas se cierran.

También te puede interesar:  «Viaje al centro de La Mancha», hasta el 14 de febrero en la sede Colegio de Arquitectos de Cuenca

– patrocinadores –

Noticias destacadas

– patrocinadores –

Scroll al inicio